Inicio Derechos Humanos ¡ALERTA MUNDIAL! LA PERSECUCIÓN DE CRISTIANOS ES UNA REALIDAD INTERNACIONAL LATENTE

¡ALERTA MUNDIAL! LA PERSECUCIÓN DE CRISTIANOS ES UNA REALIDAD INTERNACIONAL LATENTE

364

El peor perseguidor de cristianos en el mundo: Corea del Norte. También, los obispos de México alertan sobre un proyecto que censuraría los pesebres en lugares públicos. Además, la asociación Puertas Abiertas recoge el testimonio de cinco cristianas secuestradas en el África subsahariana por el hecho de serlo.

Redacción Hispanidad – hispanidad.com

PERSECUCIÓN DE CRISTIANOS EN COREA DEL NORTE

Comenzamos esta crónica semanal sobre cristianos perseguidos en Corea del Norte, donde la organización humanitaria ‘World Help’ está trabajando para nutrir el “cuerpo y alma” de los cristianos perseguidos por la terrible dictadura de Kim Jong-un, al enviarles suministros de alimentos y biblias, informa Gaceta Cristiana.

Desde el 2006, World Help ha trabajado con sus socios para entregar Biblias a los norcoreanos, un hecho que la presidenta, Noel Brewer Yeatts, ha descrito durante una entrevista con The Christian Post como el “latido del corazón” de la organización.

Puertas Abiertas, un grupo vigía que monitorea la persecución de cristianos a nivel mundial, caracteriza a Corea del Norte como “un lugar brutalmente hostil para la vida de los cristianos”, que comúnmente son detenidos por largos periodos de tiempo y torturados. Puertas Abiertas también hizo notar que incluso ser dueño de una Biblia en Corea del Norte es considerado un “crimen grave”.

Además de entregar Biblias a los norcoreanos, World Help está usando las mismas redes para entregar los tan necesitados suministros de alimentos a su población hambrienta. De acuerdo a Yeatts, los norcoreanos enfrentan un recorte de alimentos después de la pandemia del Covid-19.

CENSURA DE PESEBRES EN LUGARES PÚBLICOS

En México, un proyecto de sentencia de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) tiene como finalidad declarar inconstitucional la presencia de los nacimientos de Jesús en los espacios públicos, recoge Aciprensa

El proyecto se basa en una denuncia interpuesta por la ONG Kanan Derechos Humanos contra los ayuntamientos de Mérida, Chocholá y Mocochá del estado de Yucatán, por la colocación de “objetos decorativos en alusión al ‘nacimiento de Jesucristo’ los meses de diciembre y enero”, en espacios públicos.

La Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) expresó su preocupación por el proyecto de resolución que, de ser aprobado, sentaría jurisprudencia. Mons. Ramón Castro Castro rechazó que la exposición pública de estos símbolos cristianos viole “la libertad religiosa, los principios constitucionales del Estado laico, así como el principio de igualdad y no discriminación”. “El proyecto en cuestión desconoce absolutamente el contexto antropológico social y cultural del pueblo mexicano”, afirmó.

“Pensemos por un momento en los miles de peregrinos, miles de imágenes de la Virgen de Guadalupe que el pueblo venera en mercados, sitios de transporte, cruces de caminos, barrios, hospitales, que podrían ser arrebatadas con una decisión como la que se propone”, señaló el secretario general de la CEM.

SECUESTRO EN ÁFRICA DE 5 PERSONAS POR SER CRISTIANAS

La asociación Puertas Abiertas ha recogido el testimonio de cinco cristianas secuestradas en el África subsahariana por el hecho de serlo. Habiba, Mary, Esther, Ijanada y Charity conocen el repentino dolor de ser secuestradas y retenidas contra su voluntad, viviendo con el temor de lo que les deparará el día, la noche o incluso los cinco minutos siguientes. 

El último informe de Puertas Abiertas sobre la persecución religiosa por motivos de sexo señala que a menudo las víctimas son secuestradas por ser mujeres y esclavizadas por ser cristianas. Las excautivas suelen compartir la misma historia. Entre las experiencias comunes se encuentran la presión para que renuncien a su fe, reciten oraciones musulmanas y memoricen el Corán, cocinen para sus captores y les sirvan, y presencien ejecuciones y participen de ellas. La violencia física que relatan es abrumadora, e incluye palizas, violaciones repetidas y matrimonios forzados.

Cuando Habiba llegó al escondite de sus captores, la separaron de su madre y de su hermana y le obligaron a realizar oraciones musulmanas y a leer el Corán. «La única religión permitida era el islam», afirma. «Te mataban si te veían orando. Si te descubrían cantando o dando palmas, estabas muerta». Habiba fue finalmente obligada a casarse con uno de sus captores y fue violada repetidamente. Llegó a tal punto de desesperación, que esperaba ser la siguiente en morir.

Muchas personas comparten la misma historia, con rasgos comunes como la obligación de aceptar el islam, violencia sexual y tratos horribles.