Inicio Noticias Nacionales TREMENDA TRAFA FUE LA COMPRA DE CANAL 4: LA REPÚBLICA Y EL...

TREMENDA TRAFA FUE LA COMPRA DE CANAL 4: LA REPÚBLICA Y EL COMERCIO ACTORES PRINCIPALES DEL NEGOCIO FICTICIO Y SIMULADO

501

Los títulos verdaderos permanecen en poder de City Bank de EE.UU. que era el fiduciario, pero no fue convocado a la transacción.


Redacción Expreso – expreso.com.pe


En el año 2003, el Grupo El Comercio y Redes de Colombia adquirieron un paquete de supuestas acciones de América Televisión en un acto irregular que se realizó en México como parte del proceso concursal al que fue sometido la televisora y que terminó con su apropiación ilícita.

Las acciones fueron transferidas por Televisa Internacional a través de Banamex, una entidad bancaria que había sido absorbida cinco años antes por City Bank de Estados Unidos. Es decir, ya no existía y no podría hacer este tipo de transacciones, según denuncia el abogado Jorge Antonio Castro Castro.

Sobre el caso América Televisión, siempre hubo sospechas de negociados oscuros desde las primeras gestiones orientadas al cambio de accionistas. Circularon numerosas versiones sobre la participación del expresidente Alejandro Toledo en la usurpación de la televisora, la más importante del país.

Conforme transcurrieron los años, han surgido testimonios y evidencias que confirman la interferencia del exmandatario, actualmente con prisión preventiva procesado por corrupción.

Pero no solo hubo influencia de Toledo, sino que la conspiración se extendió a otros países donde se realizaron actos irregulares para concretar esta conspiración destinada a tomar América Televisión.

MIRADA AL PASADO

La historia es compleja y tiene varias líneas narrativas que luego confluyen en la toma final de América. Una de esas líneas comienza el 30 de diciembre de 1994 cuando el Grupo Televisa Internacional de México vende a Perú Visión SA el 99.9999% de las acciones pertenecientes a la empresa Televisa Peruana S.A. que, a su vez, era propietaria de la empresa peruana Compañía Peruana de Radiodifusión (CPR) que administraba América Televisión.

La transacción ascendió a US$ 33’230,071, monto que se constituyó en un crédito pactado a través de un contrato de mutuo interés, llamado “fidecomiso irrevocable de acciones y garantía”, en el que participó el Banco Nacional de México (Banamex) en calidad de fiduciario; es decir, encargado de las acciones hasta la cancelación del total de la deuda.

Entre el 20 de enero de 1995 y el 23 de mayo de 2003, Perú Visión S.A. logró liberar el 54.62 % de las acciones y derechos del fideicomiso, pagando sus obligaciones a través de América Producciones, una de sus subsidiarias.

Quedó aun en calidad de prenda un 45.38% en el City Bank de Estados Unidos debido a que, en 1998, el anterior fiduciario, o sea Banamex, había sido adquirido por la institución financiera norteamericana.

Cuando Indecopi declara la insolvencia de la Compañía Peruana de Radiodifusión en 2001, Perú Visión tenía obligaciones pendientes de pago a la empresa Televisa Internacional por la suma de US$ 19’091,497 dólares americanos por capital y US$ 193,072 dólares americanos por intereses, ambas cantidades hacían un total de US$ 19’284,570.

Es aquí que aparecen el Grupo El Comercio, el Grupo La República y Redes de Colombia, con el apoyo político del gobierno de Alejandro Toledo quien, en muchas ocasiones, había expresado su interés por apoderarse de América Televisión.

Los tres grupos aprovecharon que Indecopi, usando un pagaré falso, declarara la insolvencia de la empresa televisora, para buscar apoderarse del canal, dice el abogado Castro Castro, actual presidente de directorio de Perú Visión S.A., empresa que reclama la propiedad de América Televisión.

Castro se convirtió en accionista mayoritario de Perú Visión S.A., debido a que José Enrique Crousillat le pagó con acciones sus honorarios profesionales por la defensa legal que ejerció a lo largo de más de una década.

NEGOCIADO EN MÉXICO

Inicialmente, Televisa Internacional formó parte de la junta de acreedores conformada por Indecopi luego de la insolvencia, pero dejó ser dueña de la deuda concursal en el año 2002. Sale del concurso y en su reemplazo ingresa la empresa Holding Plural TV SAC, conformada por los grupos La República, Redes de Colombia y El Comercio.

Para negociar las acreencias en México, participaron dos de las tres empresas interesadas en el canal: Editora El Comercio y Redes de Colombia, las que se asociaron y formaron la empresa Grupo TV SAC. Por su parte, el Grupo La República iría por otro camino: las deudas del canal al Banco Wiese Sudameris.

Grupo TV S.A.C. contrató al estudio Lanoire Eyzaguirre & Asociados SCRL, representado por el abogado César Eyzaguirre Avilés quien hizo negociaciones por cinco años en México, pero solo con Televisa Internacional, sin la participación de Perú Visión S.A.

“Lo más grave es que este abogado negoció con supuestos representantes de Banamex, banco que no existía porque había sido comprado por el City Bank de los Estados Unidos en 1998. En consecuencia, el fideicomiso de América Tv estaba en poder de la entidad financiera norteamericana”, dice.

Por lo demás, el contrato Nº 12955-9, denominado “fideicomiso irrevocable de administración de acciones y garantía” firmado en 1994 entre Televisa Internacional y Perú Visión determinaba que el banco fiduciario, en ese caso Citibank, estaba obligado a intervenir en la ejecución de las obligaciones impagas que, eventualmente, se podrían presentar. Esta cláusula no se cumplió.

En otras palabras, los que debían participar en las negociaciones para liquidar el compromiso eran Televisa Internacional, Perú Visión y City Bank, explica Castro.

FIDEICOMISO IRREVOCABLE

El otorgante, tras haber transferido los activos al fideicomiso, elimina efectivamente todos sus derechos de propiedad sobre los activos y el fideicomiso.

Un fideicomiso irrevocable no se puede modificar, enmendar ni rescindir sin el permiso del beneficiario o beneficiarios nombrados por el otorgante.

LAS DEUDAS

Cuando el Grupo El Comercio y Redes de Colombia empezaron en 2002 a negociar la compra de las acreencias de Perú Visión S.A. con Televisa Internacional, esta deuda ya estaba cancelada.

Televisa Internacional de CV cobra US$ 7 millones. La mita paga El Comercio y la otra parte Redes de Colombia.

El pago correspondiente a El Comercio lo hace el abogado Eyzaguirre con un cheque oficial Nº 010738, girado a través de la sucursal del Banco de Crédito del Perú en Miami, Estados Unidos. El origen de esos fondos debe ser materia de investigación.

El pago de Redes de Colombia no tiene registro.

Finalmente, el Grupo El Comercio se hizo de un tercio del accionariado de América Televisión el 13 de febrero del año 2003.