Inicio Actualidad LA BIBLIA ES UN LIBRO INSPIRADO POR DIOS ESPÍRITU SANTO Y SOLO...

LA BIBLIA ES UN LIBRO INSPIRADO POR DIOS ESPÍRITU SANTO Y SOLO LA IGLESIA CATÓLICA ES LA INTÉRPRETE AUTORIZADA DE LAS SAGRADAS ESCRITURAS

633

En una catequesis, el Papa habló del El Espíritu Santo como inspirador e interprete de la Biblia, y fuente de vida de la Iglesia.

Redacción desdelafe.mx

El pasado 12 de junio, durante su acostumbrada Audiencia General de los miércoles, el Papa Francisco prosiguió con su ciclo de catequesis sobre el Espíritu Santo, titulado “El Espíritu y su Esposa”. En esta ocasión, el Santo Padre reflexionó sobre el tema de la revelación, de la que la Sagrada Escritura es un testimonio inspirado por Dios.

El Papa Francisco señaló que, el Espíritu Santo, que inspiró las Sagradas Escrituras, es también quien hoy nos las explica. “Puede suceder que un determinado pasaje que hemos leído muchas veces sin ninguna emoción particular, un día lo leamos en un clima de fe y oración y, de repente, ese texto se ilumina, nos habla, arroja luz sobre un problema que vivimos, aclara la voz de Dios sobre una situación determinada”.

Señaló que esa experiencia se debe a la iluminación hecha por el Espíritu Santo: “Las palabras de la Escritura, bajo la acción del Espíritu, se vuelven luminosas…”. Señaló que la Iglesia Católica se nutre de la lectura espiritual de las Sagradas Escrituras, de una lectura de la Escritura realizada bajo la guía del Espíritu Santo, y en cuyo centro está el acontecimiento de la Muerte y Resurrección de Cristo, en quien se cumple el plan de salvación de Dios.

¿Se puede interpretar la Biblia al margen de la Iglesia Católica?

Sobre este punto en particular, el Papa Francisco señaló que la Iglesia Católica, como Esposa de Cristo, es la intérprete autorizada de las Sagradas Escrituras, la mediadora de su auténtica proclamación. “Dado que la Iglesia está dotada del Espíritu Santo, por esto es inspiradora e interpretadora, es la “columna y fundamento de la verdad. ¿Por qué razón? Porque está inspirada y mantenida firmemente por el Espíritu Santo”.

Refirió que el deber de la Iglesia es ayudar a los fieles y a quienes buscan la verdad a interpretar correctamente los textos bíblicos. Explicó que es bueno leer y meditar las Sagradas Escrituras a nivel personal -y por tal razón recomienda portar siempre un Evangelio de bolsillo-; sin embargo, la lectura por excelencia de las Sagradas Escrituras es la comunitaria, misma que se realiza en la Liturgia de las Horas y particularmente en la Santa Misa”.

El Papa Francisco aseguró que entre las muchas palabras de Dios que escuchamos cada día en la Misa o en la Liturgia de las Horas, siempre hay una que está dirigida especialmente para nosotros, alguna cosa que nos toca el corazón. “Y si la acogemos en nuestro corazón, puede iluminar nuestra jornada y animar nuestra oración”.

Finalmente, retomando las palabras de san Agustín, el Papa Francisco señaló que toda la Biblia no hace más que narrar el amor de Dios. “Y san Gregorio Magno define la Escritura como la carta del Dios Todopoderoso a su criatura”.