Domingo, 31 Mayo 2020

EL TRIBUNAL DE ESTRASBURGO SE HA VUELTO BASTIÓN DEL NUEVO ORDEN MUNDIAL

El Tribunal de Estrasburgo se convierte en adalid del Nuevo Orden Mundial: rechaza la objeción de conciencia médica al aborto

Un reciente estudio muestra que el 22% de los miembros del TEDH están o han estado vinculados con ONG subvencionadas por Georges Soros.

La denuncia la formuló con precisión Grégor Puppinck hace menos de un año: "Las grandes instancias internacionales no tienen un contra-poder institucional. Ninguna instancia política ha tenido tanto poder en la historia como el que tiene el Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH)". De hecho, sus jueces aspiran a que la Convención Europea de Derechos Humanos sea "un 'instrumento vivo' para que ellos puedan hacer evolucionar su contenido en función de su concepción cambiante de lo que es el bien", informa Religión en Libertad.

¿Y quiénes son esos jueces? El mismo Puppinck dirigió un reciente estudio que muestra que el 22% de los miembros del TEDH están o han estado vinculados con ONG subvencionadas por Georges Soros, recuerda el mismo medio.

Sus jueces aspiran a que la Convención Europea de Derechos Humanos sea "un 'instrumento vivo' para que ellos puedan hacer evolucionar su contenido en función de su concepción cambiante de lo que es el bien

 

Grégor Puppinck, doctor en Derecho y director del Centro Europeo para el Derecho y la Justicia (ECLJ por sus siglas en inglés, con sede en Estrasburgo), es un experto jurista que colabora con organizaciones internacionales y con los servicios diplomáticos de la Santa Sede, en defensa sobre todo de la libertad religiosa, del derecho a la vida y de la libertad de enseñanza, y por la objeción de conciencia a leyes injustas, cada vez más amenazada en la Unión Europea, explica Religión en Libertad.

Recientemente ha escrito un artículo comentando la decisión del TEDH del pasado 12 de marzo de ni siquiera admitir a trámite las apelaciones de dos comadronas residentes en Saltnes y en Uppsala (Suecia), Ellinor Grimmark (sueca, 44 años) y Linda Steen (noruega, 46 años), que fueron despedidas de su trabajo en dos centros de salud distintos por negarse a practicar abortos. Tras perder ante los tribunales suecos sus recursos contra el despido, ambas habían acudido al tribunal de Estrasburgo hace cuatro años, siendo representadas por ADF International, sección europea de la Alliance Defending Freedom que defiende en todo el mundo la libertad religiosa, añade este medio.

Puppinck considera esta decisión "una regresión enorme" y aprecia elementos anómalos en la sentencia, que tiene consecuencias potencialmente devastadoras para la profesión médica, según explica en un artículo en Valeurs Actuelles que recoge Religión en Libertad.

De esta forma, el Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) de Estrasburgo se convierte en un ariete o adalid del Nuevo Orden Mundial, ese conjunto de organismos internacionales dirigidos por la nueva masonería que busca implantar en todo el mundo políticas contrarias a la ley natural, como el aborto o la ideología de género.