Jueves, 28 Mayo 2020

EL FMI Y EL BM PRESIONAN CON EL ABORTO EN ARGENTINA. MIENTRAS QUE PLANNED PARENTHOOD BUSCA INSTALARSE EN ESE PAÍS

 

“Planned Parenthood” -en Argentina “Casa FUSA”-, es una multinacional de clínicas abortistas que, ante el retiro de fondos de parte del gobierno del presidente Donald Trump, ve peligrar su “negocio” y quiere instalarse en Argentina”. Así se expresó el presidente de la ONG Pro Vida, doctor Roberto Castellano, en oportunidad de exponer en Mar del Plata.

Abogado y experto en bioética, Castellano desarrolló en un hotel de la ciudad la conferencia “La Cultura de la Muerte ya está en Argentina, ¿quiénes la promueven y por qué?”, en la que argumentó la resuelta oposición de la organización nacional que representa al proyecto de legalización del aborto, ya sancionado por Diputados y actualmente en revisión en el Senado.

“Para instaurar ese negocio -remarcó Castellano- se necesita la legalización del aborto y su inclusión en el “Programa Médico Obligatorio” (PMO). De hecho “Casa FUSA” ya está en Buenos Aires, donde tiene tres pisos en calle Medrano y Lezica”.

Antes de la conferencia, en el mismo lugar profesionales de la salud de Mar del Plata suscribieron una carta dirigida a los Senadores de la Nación pidiendo que “se salven las dos vidas”.

El doctor Castellano afirmó que la iniciativa de la legalización del aborto busca además “efectuar un ajuste biológico, luego de los ajustes previsionales y salariales que ya están en marcha”.

“La Asignación Universal por Hijo (AUH) -señaló- se paga desde el tercer mes de embarazo y hasta los 18 años de edad. Son 222 meses. Una caja de Misoprostol equivale en costo a dos meses de AUH, es decir, se ahorran 220 meses sobre millones de niños. Esto es lo que pide el Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Mundial”.

En cuanto al aspecto de la constitucionalidad o no del proyecto, manifestó: “El derecho a la vida y su protección está contenido en el artículo 75 inciso 2 y 3 de la Constitución Nacional. A mayor abundamiento, el artículo 19 del Código Civil establece el comienzo de la persona humana a partir del momento de la concepción. Por lo tanto es absurdo que se establezca la pena de muerte solamente para un grupo de argentinos, los niños que todavía no han nacido. Esto se llama genocidio”.

Por último, el expositor destacó el pronunciamiento de los profesionales de la salud de Mar del Plata que “están honrando su vocación de salvar y cuidar vidas”, y agradeció a los organizadores del encuentro, el Multiespacio Cultural El Camino, el Centro Pieper y la Fraternidad de Vida Nueva.